Amo la Vida

“… Y mi alma pedirá la palabra
y con voz de viento dirá: Amo la Vida….”

Hace unos años hice un Taller con Alberto Kuselman de Terapia del Canto, salí nueva!!! Hermoso estuvo y quedó en mi corazón.   Así me siento ahora luego de meses de fuerte proceso, cosas tremendas que pasan para crecer, crisis de aprendizaje incluída…  Fue largo y doloroso, ver sufrir a tu hijo no tiene palabras, pero bueno, siempre todo tiene un sentido, siempre viene la luz. Soltando, siendo más sencillos, volviendo a la esencia, a la naturaleza, a ser uno mismo. Gracias Vida. Gracias***

Anuncios

Creo en el Amor

“Creo en el amor como en la experiencia más maravillosa de la existencia, y como generador de toda clase de alegría. Y en el amor correspondido, como la felicidad misma. 

Pero no fui educado para él, ni para la felicidad, ni para el placer. Porque fui advertido malamente contra la entrega y el gozoso abandono que supone. 

Cada día, entonces, todavía es una ardua conquista, una transgresión, una desobediencia debida a mí mismo, una porfía. 

La laboriosa tarea de desaprender lo aprendido, el desacato a aquel mandato primario y fatal, aquel dictamen según el cual se gana o se pierde, se ama o se es amado, se mata o se muere. 

La vida, por tanto, no me ha endurecido, ese sea tal vez mi mayor logro. 

Que me palpen de armas. Dejo a un lado, si es que alguna tuve o me queda, toda arma que sirva para volverse temible, para someter, para acumular, para ser poderoso, para triunfar en un mundo de mano armada, en el que la felicidad se compra con tarjeta de crédito. 

No quiero que la lucidez me cueste la alegría, ni que la alegría suponga la negación o la ceguera… Pero no me es fácil, me cuesta vivir a contratiempo, con la sensación de ser testigo de un desatino histórico gigantesco, de un extravío descomunal, tan irracional, absurdo o desolador como la bomba de neutrones. 
No entiendo al mundo. Me parece, como dice Serrat, que ha caído en manos de unos locos con carnet. Me siento ajeno a la debacle, pero en el medio de ella. 
Mi vida es apenas un instante en el océano del tiempo y es como si quisiera que ese instante fuera sereno y hondo, en el medio de una ensordecedora discoteca o de un holocausto definitivo, siempre a punto de estallar. 

Me desazona la banalización de la vida. El pavoneo de la insensatez. El triunfo de la prepotencia y de la ostentación. La deshumanización salvaje de los poderosos, la aceptación y el elogio del “sálvese quien pueda”. La práctica y la prédica del desamor y de la histeria. Me descorazona la idiotez colectiva. La idealización de lo superfluo. El asesinato de la inocencia. El descuido suicida de lo poco que merecía nuestro mayor esmero. 
El desconocimiento o el olvido de nuestra propia condición.

Me conmovió, no hace mucho, que el cosmólogo Sagan, en un artículo extenso, escrito como desde un punto perdido en el infinito del espacio desde el cual el mundo se observa como una bolita cachuza, terminara diciéndonos: “Besen a sus hijos, escuchemos a esos hombres, sigámoslos. Leamos a los poetas, no permitamos que el misterio de la existencia deje de estremecernos cada día, porque es el costo más alto que podemos pagar por nuestra necedad y nuestra omnipotencia. La vida de un árbol merece nuestra devoción y nuestro más grande regocijo; al amparo gozoso de su sombra, acariciados por la tibieza de la luz del sol y arrumados por el sonido mágico e irrepetible de su follaje mecido por la mano invisible del viento, estaremos a salvo de la alienación y de la orfandad; siempre y cuando seamos capaces de apreciar esa gloria mientras nos sea posible de reconocer en ella nuestra mayor riqueza. 

Que la muerte no nos hiera en vida, que la ferocidad no nos pueda el alma. 
Que nada troque nuestra dicha de estar despiertos. 
Que una caricia nos atraviese como una flecha jubilosa y radiante. 
Besemos a los que amamos. 
Amémonos”.


Autor: Oscar Martinez 
Música: Lito Vitale

El Caminante

Superación Aventura Amor Paz Amistad
Gracias Madre Tierra y Padre Cielo
Amante de la naturaleza * Free Spirit

“El camino es interminable, siempre hay nuevas emociones, nuevos momentos, nuevas aventuras, nuevos resultados, nuevas personas que conducen al encuentro con uno mismo y a la vida en libertad.
El andar nos hace descubrir el Universo, pensándolo como un Todo global de la naturaleza y el propio Ser.
El caminante camina hacia lo desconocido, marcha cauteloso, con paso seguro, sabe que hay riesgos y eso lo mantiene alerta; en cualquier instante lo aguarda la esperanza de detenerse o seguir hacia el objetivo válido donde su fortaleza, libertad y sabiduría lo prepararán para un nuevo desafío o aventura.”
Lucas Eguiluz

Meta cumplida, cima Cerro los Terrones 1500 mts! feliz!

Sanadores de la Tierra

“Damos gracias por todos aquellos que se conmueven y ponen en sus vidas un granito de arena, para sanar y proteger la tierra, en pequeñas y grandes formas. 
Bendiciones a los composteros, los jardineros, los criadores de gusanos y hongos, los constructores de suelos, los que limpian las aguas y purifican el aire, todos aquellos que limpian los líos que otros han hecho. 
Bendiciones para quienes defienden los árboles y quienes plantan árboles, quienes protegen los bosques y quienes renuevan los bosques.
Bendiciones para aquellos que aprenden a sanar las praderas y renovar los arroyos, a los que previenen la erosión, a los que restauran el salmón y demás peces, que protegen las hierbas curativas y conocen las tradiciones de las plantas silvestres.
Bendiciones también para aquellos que sanan las ciudades y las reviven con emoción, creatividad y amor. Gratitud y bendiciones para todos los que se oponen a la codicia, que se arriesgan a sí mismos, a los que han sangrado y han sido heridos, y a aquellos que han dado sus vidas al servicio de la tierra.
Que todos los sanadores de la tierra encuentren su propia curación.
Que puedan ser alimentados por el amor apasionado de la tierra.
Que puedan conocer su miedo pero no ser detenidos por el miedo.
Que sientan su enojo y, sin embargo, no sean dominados por la ira.
Que ellos honren su dolor pero que no queden paralizados por la tristeza.
Que transformen el miedo, la ira y el dolor en compasión y la inspiración para actuar al servicio de lo que aman.
Que encuentren la ayuda, los recursos, el coraje, la suerte, la fuerza, el amor, la salud, la alegría que necesitan para hacer el trabajo.
Que puedan estar en el lugar correcto, en el momento correcto, de la manera correcta.
Que ellos traigan a nuestras vidas un gran despertar, que afinen el oído para escuchar la voz de nuestra madre tierra, que transformen el desequilibrio en equilibrio, el odio y la avaricia en amar.
Bienaventurados sean los sanadores de la tierra.”

-Halcón Estelar

Todos los caminos

“Si el camino se separa de alguien con quien lo has estado compartiendo, acéptalo, ya sea considerado familia, pareja, amigo, conocido. No te resistas a los cambios naturales. En última instancia, el Camino de la Existencia une a todos los caminos y a todos los caminantes, la separación es una ilusión. Agradece lo compartido, despídete con Amor, y vive sin miedo aunque hayas permanecido en una zona de confort que conoces y a la que había algún tipo de apego.

Con Amor también se puede decir que no. Con Aceptación también surge la fluidez que lleva a originar cambios. Sé honesto en todo momento, muéstrate en tu totalidad y no te apegues a conceptos superficiales limitantes como lo que es la vulnerabilidad. Mostrarte sin corazas, sin miedos, con libertad y con Verdad, es una experiencia Liberadora en muchos sentidos; da igual que seas juzgado, porque con consciencia no juzgarás; da igual que no te amen, porque con consciencia Amarás; da igual que no te acepten, porque con consciencia Aceptarás; da igual que no te comprendan, porque con consciencia Comprenderás. Si estás en un momento en el que hay cambios en la vida, en tus circunstancias, vívelos con naturalidad y fluye acorde a lo que percibes sentido. Di “hola” a lo nuevo y “adiós” a lo viejo.
Parte de lo viejo intentará volver a tener protagonismo, (contempla tu interior) sencilla pero profundamente, abrázalo, y transfórmalo conscientemente sin que su inconsciencia permanezca en ti y despídete de ello. Te corresponde a Ti discernir qué tiene sentido en tu vida y qué no lo tiene; te corresponde a Ti desarrollar la claridad para contemplar más allá de una superficial visión. Tú eres el protagonista de esta historia, de la vida; la cual, dura tan solo un instante. Abrazo a todos…”

Nunc Fluir la Nada

Beso

   ” Toco tu boca, con un dedo toco el borde de tu boca, voy dibujándola como si saliera de mi mano, como si por primera vez tu boca se entreabriera, y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar, hago nacer cada vez la boca que deseo, la boca que mi mano elige y te dibuja en la cara, una boca elegida entre todas, con soberana libertad elegida por mí para dibujarla con mi mano por tu cara, y que por un azar que no busco comprender coincide exactamente con tu boca que sonríe por debajo de la que mi mano te dibuja.

     Me miras, de cerca me miras, cada vez más de cerca y entonces jugamos al cíclope, nos miramos cada vez más de cerca y nuestros ojos se agrandan, se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran, respirando confundidos, las bocas se encuentran y luchan tibiamente, mordiéndose con los labios, apoyando apenas la lengua en los dientes, jugando en sus recintos donde un aire pesado va y viene con un perfume viejo y un silencio. Entonces mis manos buscan hundirse en tu pelo, acariciar lentamente la profundidad de tu pelo mientras nos besamos como si tuviéramos la boca llena de flores o de peces, de movimientos vivos, de fragancia oscura. Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea muerte es bella. Y hay una sola saliva y un solo sabor a fruta madura, y yo te siento temblar contra mí como una luna en el agua.”

Julio Cortázar *cap. 7  Rayuela